Penya Barcelonista de Lisboa

diumenge, de maig 23, 2010

Elecciones: Ferrer: «El nuevo presidente lo tendrá muy fácil» "EL PERIODICO DE CATALUNYA" 23.05.01


Ferrer: «El nuevo presidente lo tendrá muy fácil»
• El precandidato continuista contrapone la solvencia del Barça de hoy a la situación que vivía en el 2003


Convencido de no decir adiós sino hasta luego, el vicepresidente de Patrimonio del Barça, Jaume Ferrer, anunció ayer que mañana presentará la preceptiva dimisión para optar a la presidencia en las elecciones del 13 de junio. Ferrer recordó que en el 2003, cuando Joan Laporta relevó a Joan Gaspart, encontraron «muchas dificultades para tirar adelante el club», pero que el próximo presidente «lo tendrá muy fácil» gracias al saneamiento económico llevado a cabo en estos siete años.
Ferrer, que agradeció el apoyo de Txiki Begiristain y elogió su labor («le acabaremos convenciendo para que se quede»), proclamó que la junta ha cumplido «lo prometido en el 2003: ganar títulos, recuperar el orgullo de ser culé y sanear las cuentas». Y en el último punto centró su discurso: «La situación económica es de las mejores de la historia».
El actual vicepresidente recordó que se encontraron un club con deudas bancarias ya vencidas, sin dinero y con pagos pendientes a corto plazo, como las fichas de la plantilla. Siete años después, con unos beneficios acumulados de 150 millones en ese periodo, Ferrer cree que el fichaje de Villa y, si llega, el de Cesc son asumibles. «Este año se facturarán unos 420 millones, 300 más que cuando llegamos, y esperamos alcanzar los 800 en el 2016», dijo pasando del flashback alflashforward.

FICHAR SIN AVAL / La deuda (250 millones para Ferrer, el doble según Sandro Rosell y Alexis Plaza), no preocupan al candidato continuista. No solo porque es menor que la de «otros clubs de la Premier y de la península Ibérica», sino por su capacidad de generar cash flow. «En el 2003, en cada traspaso nos exigían avales bancarios; hoy, ningún club nos los pide».
La apuesta en el básquet vuelve a ser «lo que funciona no se toca», pero aparte de la vertiente deportiva Ferrer calcula que en tres años estará listo un nuevo Palau para 14.000 espectadores, y confía en que no haya que pasar por el Sant Jordi. «Pero todo eso va ligado al proceso de recalificación de los terrenos del Miniestadi, donde también habrá un hotel y galerías comerciales», apuntó.
Ferrer reconoció que estará «sufriendo» hasta que cuente las firmas y señaló que la limpieza de la precampaña está «en el límite». Del apoyo de Josep Lluís Núñez a Rosell opinó: «Me suena a volver al pasado».

REGALOS POR FIRMAS / Tanto Ferrer como Rosell e Ingla causaron baja en el Partido por el fair-play organizado por la candidatura de Agustí Benedito, al que sí acudieron Alexis Plaza, Santi Salvat y Jaume Guixà. Este último regalará un receptor de TDT a las mil primeras familias de socios azulgranas que le den su firma.

4 Comments:

Publica un comentari a l'entrada

Links to this post:

Crear un enllaç

<< Home