Penya Barcelonista de Lisboa

dijous, d’agost 19, 2010

Dos estilos opuestos


Dos estilos opuestos
El Barça sigue fiel a la cantera y el Madrid se lo da todo a Mourinho al invertir 94 millones más

En el Barça, a la espera de lo que pase con Ibrahimovic, si es que pasa finalmente algo, no se mueve nada. Por ahora. En el Madrid, en cambio, el grifo de Florentino Pérez se ha cerrado con el fichaje de Özil después de haber invertido 94 millones en otra reconstrucción de la plantilla: 74 en los seis jugadores que han llegado este verano, cuatro en el finiquito de Pellegrini, el subcampeón que fue despedido con más puntos de la historia de la Liga, y otros 16 millones más en la indemnización al Inter para traer a Mourinho. Son dos mundos, dos estilos opuestos.

Lo que dijo Florentino el pasado verano («tengo que hacer en un año la inversión de tres», subrayó) ha perdido todo valor. Este verano, tras quedarse en blanco ante el Barça de Guardiola, el presidente del Madrid ha vuelto a abrir la caja para desembolsar casi 100 millones de euros más. En el Camp Nou, entretanto, solo se mira hacia el Miniestadi cuando se recuerda que hoy la plantilla es más corta que ayer. Se han ido cuatro jugadores (Márquez, Henry, Chigrinskiy y Touré) y solo han llegado dos (Villa y Adriano). Las cuentas no salen. Pero a Guardiola, sí. Puesto a elegir, el técnico siempre apostará antes por uno de la casa que por un fichaje, con el consiguiente riesgo económico –el club no tiene mucha liquidez– y deportivo que ello implica, dado el singular estilo de juego del Barcelona.

EL MILAN INSISTE EN IBRA /


Los técnicos, sin embargo, aún rastrean el mercado. Así lo harán hasta el final de mes, pendientes de saber si Ibrahimovic acepta irse –el Milan insiste en su cesión– o, finalmente, el sueco se enfrenta al desafío de luchar contra Messi, Villa, Pedro y Bojan. En el Madrid el capitulo de fichajes ha quedado cerrado. Lo confirmó ayer su director general y adjunto a la presidencia, Jorge Valdano, en la rueda de prensa de presentación de Özil.

No habrá, por tanto, un tercer delantero para acompañar a Higuaín y Benzema. En ningún momento, según el dirigente blanco, Mourinho puso esa exigencia sobre la mesa. La polivalencia del nuevo media punta blanco, además de la de Cristiano Ronaldo, le bastan, en principio, al técnico portugués. «El entrenador se siente muy cómodo con la plantilla. La llegada de Özil nos permite jugar de maneras distintas, y eso de algún modo compensa la no llegada de ese tercer delantero», dijo Valdano, quien aclaró que en ningún momento el jugador alemán se negó a entrenarse con el Werder Bremen para forzar el acuerdo.

A MOU LE SOBRAN JUGADORES /


El problema ahora para el Madrid, como cada año, es dar salida a los jugadores que sobran. Entre ellos no está Granero. «Los españoles no se tocan», afirmó el director general. Todo apunta a que los tres probables descartes saldrán del grupo formados por Diarra, Lass, Gago, Drenthe y Van der Vaart. En el caso de este último, el jugador holandés insiste en quedarse y Mourinho aseguró tras el partido contra el Standard de Lieja que cuenta con él.

Özil aseguró que en ningún momento existió la posibilidad de fichar por el Barça: «Siempre quise estar en el mejor equipo del mundo, que es el Madrid. Quería estar a las órdenes del mejor entrenador. Hablé con Mourinho y me convenció». Albiol, por otro lado, sufrió un esguince de tobillo durante el partido disputado el martes en Lieja y estará unas cinco semanas de baja. Es el tercer central blanco que se lesiona en menos de dos semanas.

0 Comments:

Publica un comentari a l'entrada

Links to this post:

Crear un enllaç

<< Home