Penya Barcelonista de Lisboa

dilluns, d’abril 11, 2011

"La Champions hace vibrar a los aficionados"


"La Champions hace vibrar a los aficionados"

Lunes, 11 de abril de 2011


La última edición de la revista oficial charló con el centrocampista del Barcelona acerca de su impresionante progresión en el equipo, del torneo, y sobre su padre, ex guardameta del equipo azulgrana. Marcar un gol en propia puerta en una tensa y emocionante eliminatoria de la UEFA Champions League que pone a tu rival por delante no es motivo de sonrisa.


Pero una vez que el FC Barcelona eliminó al Arsenal FC por un resultado global de 4-3, Sergio Busquets se habrá permitido a sí mismo una pequeña sonrisa ante la ironía de nuestra entrevista que tuvo lugar un par de días antes del encuentro. Busquets ha ocupado cuatro posiciones entre el centro del campo y la defensa del Barcelona y durante el partido de vuelta de los octavos de final ante el Arsenal actuaba como defensa central cuando cabeceó un balón a la salida de un córner que batió a su portero, Víctor Valdés, en el partido disputado el pasado marzo.


¿La ironía? Lo cierto es que Busquets comenzó su carrera como delantero y no hay nada que le guste más que ver terminar sus remates en el fondo de las redes, pero en la portería adecuada, claro. Su padre, Carles, era el portero del Barcelona durante la final de la Recopa de la UEFA de 1991 que perdió el conjunto español ante el Manchester United FC con dos goles de Mark Hughes y con un Sir Alex Ferguson en el banquillo que ya comenzaba a hacerse un nombre en Old Trafford.


Sin embargo, seguir los pasos de su padre y ser guardameta nunca estuvo entre los planes de Sergio. "No. Para un chaval es un poco aburrido ser portero. Cuando estás jugando en el patio o con los amigos, siempre es más agradable jugar y marcar goles. Y como mi padre era portero, siempre a mi hermano y a mí nos encantaba tirarle disparos en nuestro jardín", dijo el jugador de 22 años.


Si Busquets tenía alguna duda de la satisfacción que puede obtenerse en un terreno de juego, apenas quedará rastro de ella. Desde que hizo su debut con el primer equipo ante el Real Racing Club en septiembre de 2008, ha roto récords y ha logrado multitud de títulos, convirtiéndose en un jugador indispensable para su club y para su selección. Busquets pasó de jugar en Segunda División B a hacerlo con la selección nacional en menos de nueve meses. Exactamente ocho semanas después de su primer partido con España, ganó la UEFA Champions League en Roma.


Un año más tarde fue campeón del mundo con España, pero el joven jugador catalán admite que de vez en cuando tiene que pararse a asimilar lo rápido que ha ido todo para él. "Bueno, por supuesto, uno lo piensa mucho. Jugar como titular en el primer equipo del Barcelona y en partidos tan transcendentales, me hizo reflexionar bastante. El hecho de que todo esto sucediera en un tiempo tan corto, de haber jugado muchos partidos así, y de haber ganado todos esos títulos te hace pensar que sólo unos pocos jugadores han logrado algo así en un período tan corto de tiempo", comentó Busquets.


El buen papel durante la temporada con el Barcelona hizo que el seleccionador español, Vicente del Bosque, se diera cuenta rápidamente de que Busquets era lo suficiente maduro para estar en el combinado nacional. Sin embargo, los aficionados y los expertos tardaron algo más de tiempo en darse cuenta, algo que Busquets entiende a la perfección. "Lo que más llama la atención es jugar de forma vistosa y ese no es mi caso. A nivel táctico, el centrocampista defensivo en un 4-3-3 tiene la posición más exigente de todas. Soy un jugador de equipo que tiene que trabajar mucho y sacrificarse para que el grupo logre el éxito", apuntó el internacional español.


Rodeado de futbolistas artísticos como Andrés Iniesta, Xavi Hernández o Lionel Messi sus destellos son menos vistosos pero todos sus compañeros saben lo importante que es Busquets para el equipo. "Se que la gente suele pensar que Sergio 'no tiene el estilo del Barça' pero eso no es cierto. Tiene ese estilo y mucho más.


Es el primero en ver un pase, siempre juega con cabeza y constantemente encuentra la mejor opción", apuntó Xavi en una entrevista a El País. En resumen, lo que Busquets ofrece al Barcelona de Guardiola es consistencia, permitiendo al equipo ser tan fiable ante el Getafe CF o el Levante UD, como ante los mejores equipos de Europa.


A pesar de todo, su carácter tranquilo no le impide verse afectado por la adrenalina, el orgullo y las ansias que generan las noches de la UEFA Champions League. El 5-1 ante el FC Shakhtar Donetsk deja al Barça a falta de 90 minutos para una posible semifinal ante el Real Madrid CF.


"Es la Champions League lo que realmente hace vibrar a los aficionados del Barcelona. Cogemos al autobús, y según vamos llegando al estadio vemos a toda esa gente en la calle esperando para entrar. Las noches de Champions son cuando los aficionados animan y nos apoyan super fuerte durante todos los 90 minutos, y lo notamos. Y eso es lo más importante de una noche de Champions en Camp Nou", comentó Busquets.


Esta entrevista aparece en la última edición de la revista Champions. Suscríbase ahora.

0 Comments:

Publica un comentari a l'entrada

Links to this post:

Crear un enllaç

<< Home